Terapia

Portada » Terapia
Terapia 2017-04-12T16:16:38+00:00

Terapia Cognitivo Conductual

Terapia cognitivo conductual

La terapia cognitivo conductual es una orientación psicológica, dónde se combinan técnicas de la terapia de conducta (modificación de conducta) y la terapia cognitiva (reestructurando las cogniciones que influyen en nuestro estado de ánimo). En ambos casos, existen patrones de aprendizaje previos, dónde se han desarrollado conductas, respuestas y pensamientos irracionales desadaptativos. Lo que se intenta mediante la terapia es aprender habilidades afrontamiento más adaptativas, que nos permitan aliviar el sufrimiento.

Algunos principios que rigen la terapia cognitivo conductual son:

  1. Las personas responden a las cogniciones, o sea, a la creencia sobre los acontecimientos, más que a los acontecimientos mismos.
  2. Por lo tanto, las cogniciones, en forma de pensamientos automáticos negativos y creencias irracionales, median lo que se sentimos y hacemos.
  3. Estos pensamientos automáticos, influyen poderosamente en nuestra experiencia, debido a que lo aceptamos como verdaderos sin rebatirlos, aparecen fugazmente en multitud de ocasiones sin darnos cuenta y nos bombardean continuamente.
  4. Sin embargo, con un entrenamiento adecuado, seremos capaces de detectar aquellos pensamientos que realmente nos están afectando, para poder debatirlos y sustituirlos por creencias racionales.
  5. La conducta y las respuestas fisiológicas también interfieren e interactúan con los pensamientos y las emociones, por lo que en ocasiones, el tratamiento no solo implica la modificación de las cogniciones, sino que hay que intervenir a partir de la conducta y las respuestas fisiológicas que nos impiden alcanzar un adecuado bienestar personal y emocional.

Existen algunas características de la terapia cognitivo conductual que la hacen diferentes de otras escuelas psicológicas:

  1. Es una terapia que intenta someter sus procedimientos a comprobación científica, para aplicar aquello que realmente funciona. A día de hoy, es la terapia con mayor evidencia científica en multitud de problemas psicológicos.
  2. A nivel individual, siempre se inicia la terapia con un cuidadoso análisis, denominado Análisis Funcional de la Conducta, cuyo objetivo es, detectar las causas que hacen que las cogniciones, emociones, conductas y respuestas fisiológicas produzcan el malestar interactuando entre ellas.

Dependiendo del Análisis Funcional, que nos dirá dónde se encuentra las causas del problema, aplicaremos determinadas técnicas orientadas a modificar esos patrones disfuncionales en forma de pensamientos, conductas, emociones o respuestas fisiológicas.

Puedes solicitarnos cita previa aquí